cómo estudiar mejor

Cómo estudiar más rápido para un examen

Cómo estudiar más rápido es una de las mayores preocupaciones cuando eres estudiante universitario. Sobre todo por la cantidad de materia y el tiempo para conciliar con otras actividades cotidianas o incluso con el trabajo.

Cómo estudiar mejor para un examen

Poder aprender más rápido lo estudiado, o lo que es lo mismo, cómo estudiar mejor para que te lleve menos tiempo, y ese tiempo de estudio haya sido provechoso es esencial cuando haces una carrera universitaria.

El tiempo que dedicas a estudiar es limitado, porque el día tiene 24 horas de las cuales, siete u ocho estás durmiendo, las clases presenciales ocupan un porcentaje alto de tus horas del día y el resto las dedicarás a los asuntos de la vida cotidiana y al estudio. Por esto es importante organizarse y que las horas de estudio sean lo más productivas posible.

Hoy te traemos consejos para que puedas aprovechar al máximo el tiempo que dedicas a estudiar y conseguir frutos. Cómo estudiar más rápido es una preocupación bastante frecuente entre todos los estudiantes pero especialmente los universitarios, no solo por el tiempo dedicado al estudio, sino también porque la vida adulta implica otras responsabilidades que requieren de tu tiempo.

Consejos sobre cómo estudiar más rápido

1. Planificación y organización

La planificación del estudio es el primer paso para conseguir el éxito. Se debe hacer nada más empezar las clases para saber cuánto tiempo vamos a tener disponible para estudiar cada asignatura.

No todas las asignaturas son iguales, al igual que los exámenes. Prepararemos cada asignatura en función del tipo de examen (tipo test, de desarrollo, con material permitido o no…) y de la materia que se trate. 

Puede que haya materias a las que les tengas que dedicar más tiempo que a otras. Tendrás que organizar los tiempos de estudio en días y horas en función de la dificultad o de la densidad de cada asignatura. Es recomendable hacer esto cuanto antes y no dejarlo para las semanas previas al examen.

2. La importancia de un buen espacio de trabajo

La respuesta a cómo estudiar más rápido se responde teniendo un lugar ideal para el estudio. Un buen espacio de trabajo para estudiar es de máxima importancia para conseguir la concentración que necesitas. Para esto lo ideal es tener un buen lugar donde no tengas distracciones, puedas estar tranquilo y en silencio y tengas a tu disposición todo lo que necesitas para el estudio.

Campus Home te ofrece más que cualquier otra residencia universitaria.

> ¡Descubre todas nuestras ventajas! <

Algunos estudios dicen que cambiar de lugar de vez en cuando es positivo porque el cerebro identificará este cambio con aprender cosas nuevas, pero puede que no te funcione a ti. Algunas personas necesitan estudiar siempre en el mismo espacio porque el cerebro lo identifica como el lugar de estudio, donde hay que concentrarse, y es mucho más sencillo.

3. El móvil es una distracción

No hace falta que desconectes el móvil o que pongas el modo avión si no lo ves necesario, pero existen aplicaciones que te permiten no acceder a determinadas aplicaciones durante el tiempo marcado.

También hay otras aplicaciones para el móvil que aportan una motivación extra al momento de estudio, como Forest, donde tienes que plantar árboles mientras estás concentrado estudiando, pero si utilizas el móvil durante ese periodo de tiempo, el árbol muere.

4. Sesiones de estudio de 20 o 25 minutos

Existen numerosos estudios que demuestran que trabajar durante periodos cortos de tiempo con intervalos de descanso en medio es mucho más productivo para la tarea que queramos llevar a cabo, en este caso el estudio.

La técnica Pomodoro consiste en poner un temporizador en periodos de tiempo fijos de 20 o 25 minutos, que será el tiempo en el que estarás estudiando. Estos están seguidos de 5 minutos de descanso al principio e ir alargando las pausas a partir de los cuatro Pomodoros. 

Durante las pausas puedes comer fruta o frutos secos o darte un paseo. El ejercicio físico es una buena opción entre las sesiones de estudio, pues está demostrado que ayuda con la concentración.

5. Cómo estudiar más rápido con diferentes fases

El estudio de una asignatura puede tener diferentes fases, en función siempre del tipo de materia que se trate. Pero si quieres saber cómo estudiar rápido, tienes que tener en cuenta que la eficacia y la concentración son esenciales para que la materia a estudiar se te quede antes.

Las fases más habituales del estudio de una asignatura empiezan con la lectura. Se trata de una lectura de comprensión, donde conocemos la materia y nos familiarizamos con ella.

cómo estudiar mejor

La segunda fase ya sería un estudio más concreto de la propia materia. Es en este momento cuando algunas personas realizan esquemas, pues la escritura de los conceptos que estamos estudiando nos ayuda a retenerlos con más facilidad. Además, los esquemas nos sirven para las siguientes sesiones de estudio.

Esperamos que estos consejos sobre cómo estudiar más rápido te hayan sido de utilidad. Si quieres conseguir tus metas en la universidad tienes que ser constante y planificar tus horarios de estudio a tiempo. No dejes de pasarte por nuestro blog para leer más consejos para que estudiar sea mucho más sencillo.

COMPARTE ESTE POST
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar