campus home biblioteca

Estudiar en una biblioteca, beneficios asegurados

¿Dónde estudio? ¿En casa, en el piso o en la biblioteca? Esta es una pregunta a la que se enfrentan muchos universitarios al empezar el curso. Cualquiera de los lugares ya mencionados tienen ventajas e inconvenientes. Desde Campus Home hoy vamos a hablar de las ventajas que tiene ir a estudiar a una biblioteca.

  • El primero es diferenciar entre estudio y ocio. Ir a una biblioteca supone tener bien diferenciado cuando uno está trabajando y cuando no. Al salir de casa las diferencias no son solo de tiempo dedicado sino que el espacio también está diferenciado.
  • El ambiente ayuda a estudiar. El silencio, las hojas pasar, el leve ruido del teclado… las normas que hay en una biblioteca o sala de estudio invitan a un estudio más tranquilo sin menos ruidos o distracciones. En casa uno puede tener un vecino ruidoso, un compañero de piso que está en su momento de ocio o cocinando… mientras, en la biblioteca no hay tanto ruido.
  • Tienes libros para consultar al alcance de la mano. En casa como mucho tendrás lo manuales e internet, mientras que en la biblioteca cuentas con todos los recursos para poder ampliar tus conocimientos.

Y cerramos el post con un par de consejos. No te olvides de descansar la mente durante el estudio. Dependiendo de cada uno, pero tomate un breve descanso cada 60-90 minutos. De esta forma despejas la mente y combates el cansancio. Durante estos descansos puedes hablar con tus amigos de cómo estás estudiando as asignaturas y compartís consejos.

No dejes de estudiar o repasar lo que habéis dado ese día. Tampoco dejes de faltar a clase. Dicen que la mayor parte de lo aprendido viene de las aulas mientras que el resto de los libros de estudio. Por eso atiende en clase, no solo sabrás más, sino que disfrutarás más durante el estudio.

Comparte este post

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email